Si algo nos enseñó la película Días de Trueno (además de que a Tony Scott -QEPD- le volvían locos los filtros) es que el mundo del motor en Estados Unidos es bastante machista. Vean si no cómo reaccionaban los hombres implicados en la trama (y Tom Cruise) a la simple visión de Nicole Kidman a unos metros de distancia. Quizás así se siga sintiendo un poco Danica Patrick, la piloto que ha hecho historia compitiendo durante más de una década en la IndyCar y en la NASCAR, y que ahora se ha quedado sin coche y ve su futuro puesto en duda.

Patrick ha anunciado que deja la escudería Stewart-Haas por un problema con los patrocinadores. El equipo pone cuatro coches en liza y tres de ellos tienen los contratos arreglados para acabar la temporada y afrontar la siguiente. El único que está en el aire es el de Danica, y ella ha decidido salir. “El patrocinio juega un papel vital en nuestro deporte, y yo he sido muy afortunada a lo largo de mi carrera, pero este año ha estado lleno de obstáculos”, se quejó Patrick en el post de Facebook con el que anunció su decisión.

Durante la temporada, Danica Patrick tuvo que recurrir a los juzgados para que su patrocinador no se echase atrás, pero ahora la situación se ha vuelto insostenible. De fondo, la sospecha de los anunciantes deque la estrella de la piloto que sorprendió a todos se está apagando, y de que sus resultados no justifican la fama ni la inversión. Desde su irrupción en la IndyCar, Danica Patrick se convirtió en la primera mujer en ganar una prueba de esta modalidad, en Japón en el 2008. Llegó a liderar las 500 Millas de Indianápolis y ahí sí que empezaron a tomarla en serio. Logró la pole position en Daytona y llegó a liderar la carrera. Era con diferencia la piloto más popular, pero en la NASCAR las cosas no le fueron tan bien. En 180 carreras ha logrado 7 clasificaciones entre los 10 mejores y una pole position en 5 años.

La prensa estadounidense la califica como uno de los deportistas que más división provoca entre los aficionados estadounidenses, que esperan con el cuchillo entre los dientes el siguiente movimiento de Danica Patrick: criticada si se retira, esperando al siguiente patinazo si persiste. Como le ocurrió a la malograda María de Villota y ahora a Carme Jordá, la sospecha sobre la mujer piloto es una de las más difíciles de sacudirse.

No Hay Más Artículos