Julian Edelman es la personificación del milagro que los New England Patriots realizaron para llevarse la última Super Bowl con la mayor remontada de la historia. Darle la vuelta a un marcador como nunca antes se había hecho, ante los Atlanta Falcons, no hubiera sido posible sin una recepción inverosímil, que se ganó un hueco entre los vídeos clásicos del deporte estadounidense para las próximas décadas:

Tras una casi-interceptación, Edelman reaccionó para lanzarse entre el cuerpo de un rival y las piernas de otros dos, coger la pelota una vez tras rebotar en un tobillo, caer al suelo, volver a coger la pelota en el aire. Todo en la misma secuencia. En plena carga de los Patriots llegó el empate tras esta recepción milagrosa, como la remontada. Edelman es el receptor preferido del mejor quaterback de siempre, Tom Brady. Es como ser el maquillador preferido de Charlize Theron. Ahora, está lesionado y no jugará en toda la temporada de la NFL, que está a punto de comenzar.

Edelman se rompió los ligamentos de la rodilla derecha en un partido de preparación en Detroit. “Julian es un gran competidor, trabaja duro, es duro, hace todo lo que le pides. Nos sentimos mal por él y esperamos que se recupere pronto, pero el equipo tendrá que seguir adelante y competir sin él toda la temporada, resumió el entrenador de los Patriots, Bill Belichick. Y probablemente, los tiranos de New England lo hagan sin mayores problemas.

Los vigentes campeones son los grandes favoritos al título y algunos especulan con que pueden marcarse un 19-0 en la temporada regular. En Julian Edelman pierden un contrastado receptor, el cuarto con más pases completados para su quaterback en la NFL. Pero el verano ha sido muy positivo para los Patriots. Con el fichaje de Brandin Cooks, el auge de Chris Hogan y la recuperación del lesionado Rob Gronkowski, las perspectivas para que Brady saque el brazo a pasear no son nada desdeñables. Mientras, Julian Edelman puede dedicarse a recuperarse, cuidar una barba que fue icónica en la NFL y alternar con sus amigos…

No Hay Más Artículos