“Ganar tres Champions League seguidas nos convertiría en leyenda”, proclamó el capitán del Real Madrid, Sergio Ramos, a pocas horas de enfrentarse al Liverpool en Kiev por el título más cotizado del fútbol europeo de clubes. En la misma ciudad ucraniana, un grupo de mujeres se adelantaba este jueves al sueño del siempre buscador de titulares defensa español. El Olympique de Lyon derrotaba 1-4 al Wolfsburgo para alzar por tercer año consecutivo el trofeo de la Copa de Europa, convirtiéndose además en el conjunto femenino más laureado de la competición con cinco orejudas en su haber, una más que el Frankfurt

El encuentro fue especialmente emocionante para Camille Abily, una de las grandes jugadoras europeas que, con 34 años, había anunciado su retirada al final de esta campaña. La centrocampista que portaba el número 10 de las bleus, 138 veces internacional, once veces campeona de Francia y ahora cinco veces de la Champions (tantas como lo quiere ser Cristiano Ronaldo), fue suplente, pero entró y marcó el último gol de la final. “Es el desenlace soñado”, celebró la jugadora que horas antes del partido hablaba para Le Parisien sobre su futuro: “¿Entrenar a chicos? Sería como traicionar el fútbol femenino”. 

El tanto de Abily llegó a punto de terminar una prórroga intensísima, que resolvió un partido concluido con empate a cero en el tiempo reglamentario. Al poco de comenzar el período extra se adelantaron las alemanas con un tanto de Pernille Harder, lo que parecía decantar irremediablemente el título para el Wolfsburgo. Sin embargo, dos minutos después sufrieron la expulsión de Alexandra Popp y el Lyon explotó los nuevos espacios abiertos sobre el campo. En dos jugadas consecutivas, Amandine Henry y Eugénie Le Sommer remontaron el encuentro, que acabaría en goleada con el acierto de Ada Hegerberg y Abily.

Fue la tercera Champions seguida para el equipo de Lyon, pero en esta ocasión no tuvo que vencerla por penaltis, como en las dos anteriores. A las germanas se les escapó la posibilidad de revancha de la final de 2016. Por su parte, la ariete noruega Hegerberg consolidó con su gol número 15 su registro como máxima realizadora en una edición del torneo. El Lyon y Camille Abilly ya son leyenda de la Champions League, y antes que Sergio Ramos, Cristiano y el Real Madrid. 

No Hay Más Artículos