En el enésimo intento del fútbol por recordarnos que el tiempo pasa para todos y nos vamos haciendo mayores, este fin de semana nos ha regalado el debut en los banquillos de dos de las grandes estrellas de principios del siglo XXI. Frank Lampard y Steven Gerrard, leyendas del fútbol inglés y líderes de unos Chelsea y Liverpool campeones, iniciaron su carrera profesional en los banquillos con la esperanza de, algún día, poder llegar a tener el mismo impacto desde la banda que cuando corrían sobre el césped.

El primero en debutar de esta icónica pareja fue Lampard. A los mandos del Derby County de la Championship (la segunda división inglesa), logró estrenarse con victoria fuera de casa y remontando. Habrá que darle tiempo para ver cuáles son sus líneas maestras como técnico, pero de buenas a primeras ha quedado claro que a su equipo no le va a faltar el carácter que siempre le sobró a él como capitán de los ‘blues’.

Ha conseguido para su proyecto a dos perlas de Liverpool y Chelsea, curiosamente. Harry Wilson y Mason Mount. Este último parece salido del molde con el que crearon a su actual entrenador y no ha tardado en demostrarlo. Es un gran llegador que el viernes empató el encuentro con un disparo desde fuera del área. Y lleva el ‘8’… parece que materia prima no le va a faltar.

Gerrard ha tenido que salir de su país para coger las riendas de un banquillo. No se ha tenido que ir demasiado lejos, de todas formas, y el premio ha sido ponerse al frente de un histórico como el Glasgow Rangers. El objetivo, como no, recuperar la gloria de uno de los gigantes de Escocia que ha tenido que resurgir desde las cenizas de la refundación.

No ha podido iniciar el trayecto con el mejor de las suertes. No le faltó demasiado, pero un gol del Aberdeen en el descuento puso las tablas en el marcador después de que el Rangers dominase. Punto agridulce en el estreno de Gerrard, que de todas formas vio cómo su equipo se adelantaba y mandaba a pesar de jugar con uno menos desde el minuto 12.

Del campo a la pizarra previo paso por los platós de televisión, quién sabe si ambos formarán parte de esta nueva hornada de técnicos ingleses para los que Gareth Southgate ha abierto camino después de recuperar para el primer plano internacional a la selección inglesa.

No Hay Más Artículos