A falta de varios meses para el Mundial de Rusia 2018, el seleccionador de Brasil, Tite, ni tiene ningún reparo en confirmar que tiene ya dos tercios del equipo perfilado. En un país donde la selección es poco menos que una religión, ayuda tener las ideas tan claras. La lista final tiene que tener 23 jugadores, y Tite ya ha anunciado 16 de ellos, sin grandes sorpresas. Es factible imaginarse a esos 16 poniendo velas a los seres superiores en los que crean para que no les pase nada de aquí al Mundial. Porque Tite confía mucho en ellos y en la idea de club que ha inculcado en Brasil, favorita con Alemania y España para el título principalmente por su solidez.

Se puede calificar a Roberto Firmino, el delantero del Liverpool, como la principal novedad en los 16 ya con el pasaporte sellado para Rusia 2018. Pero el punta de Maceió está fino en el ataque red, parte de un espectáculo junto a Sadio Mané y Salah. Tite confía para golear en Neymar y en Gabriel Jesús. cuando se recupere de su lesión. Queda una plaza de atacante en los 23, que bien podría ser para Douglas Costa. Luan, el talento del Grêmio, podría ser la opción dentro del Brasileirão para cerrar la zona de ataque.

Tite ya tiene dos porteros confirmados, el de la Roma Allison y el del Manchester City Ederson. Todo hace indicar que Cassio, el gigante del Corinthians, será el tercero. Su carisma en Brasil y que Tite lo conoce de su paso por el Timão son indicios muy fuertes para ser ignorados. En defensa, son titularísimos Daniel Alves, Marquinhos, Miranda y Marcelo, con Thiago Silva en la reserva. Hay tres centrales y el cuarto podría ser Jemerson, del Mónaco, porque le podría servir a Tite también en el lateral izquierdo si el momento físico de Filipe Luis no es el mejor. El lateral de la Juve, Alex Sandro, también cuenta con opciones de redondear la defensa de Brasil.

El centro del campo lo tiene clarísimo Tite. Casemiro, Paulinho, Coutinho, Fernandinho, Renato Augusto y William son ya indiscutibles en Rusia 2018. Los roles están muy definidos y son todos hombres de la máxima confianza del seleccionador, por encima de su talento. Tanto que las plazas restantes en la zona ancha son, quizás, las más caras. Hernanes lo intentará desde el fútbol chino, y los Arthur y Lucas Lima pelean por aumentar la cuota de futbolistas del campeonato local. Habrá tortas para colarse en la Brasil de Tite, que ya tiene 16 jugadores más que fijos.

No Hay Más Artículos