“Ya probaste el chiquito, ahora probá el grandote, alfajor grandote doble y triple sabor”. Esta frase está sacada, al parecer, de un anuncio de televisión de una marca de alfajores. Desde ahora, también irá ligada al pene de Brian Sarmiento. El jugador de Newell’s Old Boy aparece en un vídeo que ha corrido como la pólvora en Argentina, mostrando sus partes íntimas. “Ya probaste el chiquito, ahora probá el grandote”, una gran frase para una buena peli porno.

Hay una tendencia incomprensible del deportista de élite a grabarse sus partes íntimas y pasarla a alguien por teléfono móvil. Sarmiento dice que era para una broma con los colegas (¿quién no tiene el típico amigo en el grupo de Whatsapp que le manda vídeos de su pene?). En cualquier caso, un consejo desde aquí a todos los deportistas famosos que nos leen: no os grabéis vuestras partes ni practicando sexo ni queriendo que alguien os lo practique. Las posibilidades son muy altas de que eso acabe saliendo a la luz, pasando una innecesaria vergüenza.

Brian Sarmiento es un extremo argentino que, a sus 27 años, ha pasado ya por 12 equipos diferentes en 10 temporadas. Tras una experiencia de casi 80 partidos en la Segunda división española, ha dado tumbos hasta acabar en el equipo de su ciudad, Rosario, tierra de Di María, Leo Messi, Leo Scaloni (?) y Ever Banega. Con el ahora mediapunta del Sevilla comparte gusto por el exhibicionismo cibernético. Sarmiento se ha defendido en Instagram, diciendo: “No le hago mal a nadie”.

Bueno, como todos saben se viralizo un vídeo y acá estoy para dar la cara. Eso que se vio, fue un chiste interno entre amigos y parece que a alguno se le escapó; así fue como llegó a todos lados. Este soy yo, con mis errores, con mis defectos, con mis virtudes. Quiero pedir disculpas si lo que se muestra, hiere a alguien, sobre todo a los más pequeños, pero en este país hay gente que vive de hacerle MAL A LAS PERSONAS y por suerte YO NO LE HAGO MAL A NADIE. Seguiré trabajando y ayudando a quienes más lo necesiten, y aprenderé de esta mala experiencia. Soy un pibe de 27 años divertido, que se preocupa por cosas IMPORTANTES, como por ejemplo la gente que no tiene para comer, las personas que no tienen un techo digno, los pequeños que no tienen un juguete en el día del niño, el ser educado y devolverle una sonrisa a un hincha, y no por pavadas como esta. Lo que si quiero recalcar es que soy padre de tres hijas hermosas y si hay algo que realmente me duele, es que esto les llegue. No creo que el "vivo" que filtró esto haya ganado nada; sólo tuvo intención de hacer mal. Así estamos… Un abrazo para todos #SoyAutentico

A post shared by Brian sarmiento 22 (@brian_sarmiento22) on

No parecen escarmentar los deportistas porque los casos de imágenes filtradas de su íntima anatomía empiezan ya a remontarse a lustros atrás. A Andrés Guardado le ocurrió cuando militaba en el Deportivo de La Coruña, en el 2011. Le pasó también a Ronaldinho y, últimamente y de forma humillante para la chica implicada, a los compañeros de equipo en el Eibar Luna y Enrich. En la NBA la lista de meteduras de pata (no va con doble sentido) es grande, pero que le pregunten a Draymond Green cuál es la razón para hacer una publicación en Snapchat con la joya de la corona. Alguno ha entendido mal la cercanía que las redes sociales y la tecnología le ofrecía con su público.