En Europa arranca la Champions League y en América la Copa Libertadores 2017 entra en su fase más decisiva. Los cuartos de final hacen la criba de los 4 mejores equipos sudamericanos. Por el camino se quedó ya en primera ronda el campeón del año pasado, el Nacional colombiano; equipos construidos para pelear el título como el Atlético Mineiro brasileño; favoritos como Palmeiras, o clásicos como Flamengo, Peñarol y Nacional. Estos son los emparejamientos de cuartos de final de la Libertadores:

  • Barcelona de Guayaquil-Santos. El fútbol ecuatoriano está tirando al palo en los últimos años de la Libertadores. El Barcelona quiere ser el tercer equipo del país en entrar en semifinales en otros tantos años consecutivos. No le va muy bien en la liga local (es noveno), pero con seis jugadores miembros de la selección ecuatoriana (ojo a Jonathan Álvez) sobrevivió a un durísimo grupo en la fase previa, dejando por el camino a Palmeiras, Estudiantes de la Plata y Nacional de Medellín. El Santos es ligero favorito, con sus veteranazos Ricardo Oliveira y Renato como estandartes, con Bruno Henrique como mejor jugador, tiene la ventaja también de jugar la vuelta en casa.
  • Lanús-San Lorenzo. Hay tres equipos argentinos entre los ocho mejores de la Libertadores 2017, y dos de ellos se enfrentan en una de las eliminatorias más igualadas. E igualadas por lo bajo. Ninguno de los dos está en un buen momento en el campeonato local, y lo apuestan todo al torneo continental. Lanús confía en su goleador, el curtido Pepe Sand, y al talento de Lautaro Acosta, ex del Sevilla. San Lorenzo ganó su única final de Libertadores en el 2014 y busca avanzar a semfinales, donde previsiblemente se cruzará con River Plate. superó a dos históricos en la previa como Flamengo y Universidad Católica de Chile. “Nos jugamos el año futbolístico. El campeonato argentino es más largo y te da posibilidades de levantarte, pero la Libertadores son 180 minutos en los que te jugás todo”, dijo el presidente de los cuervos, Matías Lammens.

  • Jorge Wilstermann-River Plate. El gran favorito contra la sorpresa boliviana de la Libertadores 2017. Los Millonarios tienen en la dirección del Muñeco Gallardo desde el banquillo y en los refuerzos de Lux y Enzo Pérez los impulsos para imponer su mayor potencial. River cuenta con la duda de última hora de su defensor Pinola, que atropelló a un hombre antes del último entrenamiento del equipo. Quitando este imprevisto, Gallardo confía en su potente centro del campo, con Gonzalo Pity Martínez con las dosis de fantasía, para paliar la falta de pegada tras las ventas de Lucas Alario y de Sebastián Druissi en los últimos meses. El colombiano Santos Borré, ex del Villarreal, no está dando la talla por el momento. Por su parte, Wilstermann es líder en Bolivia y quiere prolongar su sueño en la Libertadores. Con la duda de su capitán e internacional Eduardo Zenteno, el equipo de Roberto Mosquera superó en octavos al poderoso Atlético Mineiro de Robinho y Fred y ahora ya no pone límites a sus sueño.

  • Gremio-Botafogo. Otra eliminatoria fraticida y con más nivel que la argentina. Gremio es, quizás, el segundo mejor equipo de Brasil, bien dirigido por Renato Gaucho en el banquillo y con Geromel como jefe de la defensa. Lucas Barrios sigue haciendo goles y Luan está llamando a las puertas de Europa con insistencia. Pero se está quedando a medias para perseguir al Corinthians en bajada de rendimiento. Pero en principio es superior en potencial (económico y de plantilla) a un Botafogo que es una de las sorpresas de la temporada. Bajo los mandos del joven técnico Jair Ventura y con un equipo donde destaca el goleador Rodrigo Pimpão, superó un grupo con Nacional de Medellín y Estudiantes, y no dio opción a Nacional de Montevideo en octavos.

No Hay Más Artículos